Lugar donde expresan las personas que
componen el partido sus opiniones, vida, inquietudes, etc.

Algunos Integrantes

Página principal




Miguel López Gaspar

Es el presidente de Unión Nacional por elección y vocación. Desde el inicio se ha entregado a las causas públicas buscando en ellas el servicio general a todos los ciudadanos y el respeto al derecho privado que considera invadidos por los regímenes verticales, tanto absolutistas (el del Caudillo) como aparentales (el del monarca). Pues ambos ignoran al ciudadano, confunden sus legítimos derechos como soberanos y por lo tanto, ni reconocen ni aceptan establecer la Carta de Soberanía del pueblo. Pretenden que la soberanía resida en el Parlamento para así ir cercando cada vez más los derechos civiles y políticos hasta dejar la soberanía ciudadana recluida en un mero acto administrativo cual es sólo el acto de votar cada cuatro años.

 

A este Crimen contra el Estado Unión Nacional le planta cara presentando desde el partido la Carta de Soberanía con cuatro competencias exclusivas de todos los ciudadanos: El territorio; la ley; la guerra-paz; y, las instituciones públicas.

 

Considera la falsedad más grande y perjudicial para los ciudadanos la “Designación Real o Previa”, por la que los líderes de las fuerzas políticas gubernamentales son designados previamente por señores que no son las bases democráticas de los propios partidos, sino que se aseguran así ser los verdaderos dueños de una organización política pretendidamente pública.

 

Además está la “Servidumbre Institucional” por la que el monarca al haberse asegurado el levantamiento de los tres grandes partidos: la UCD con Adolfo Suárez; el PSOE con Felipe González Márquez; Alianza Popular hoy Partido Popular que son los únicos que bajo el paraguas vertical de poder establecido, pueden aspirar a gobernar y gobiernan a España desde la muerte del Caudillo, se ha asegurado así la inmunidad y poder suficiente para mandar en el Estado, con el grave riesgo de poderlo poner patas arriba cuando le plazca.

 

Son los verdaderos culpables de que el concepto democrático y el de partidos hayan quedado en entredicho ante el pueblo, al abusar y extorsionar sin medida en el nombre de estas, han conseguido que el ciudadano crea que si en esto consiste la democracia mejor es coger piedras en un río.

 

A los crímenes contra el Estado” hay que añadirle las elaboradas “Legislaciones Contra Derecho”, en detrimento de las libertades de los pueblos, necesarias para perpetrar el más atroz de todos los robos a un pueblo el “Secuestro de su Soberanía”, despreciando el gobernante los derechos de los ciudadanos como soberanos, a los que en lugar de servirles como buen camarero, les somete como tirano. Así los valores superiores del ordenamiento jurídico español han sido sometidos y sustituidos por toda clase de disposiciones disparatadas e injustas con el propósito de neutralizar su eficacia y engañar al pueblo. Así la igualdad no es tal, la justicia tampoco, la libertad no existe, el pluralismo político es un camelo y la soberanía del pueblo una falsedad.

 

El gobernante despreciando sus propios límites gusta de invadirlo todo lo público y lo privado confundiéndolo todo sin atenerse a su condición de mero camarero o servidor de la cosa común. Y, con la excusa de pretender un Estado cristiano perfecto para atraerse el apoyo de la Iglesia, se invaden los derechos civiles atacando institucionalmente a cualquiera que no se atenga a ellos. Como les sucede a guys y lesbianas a los que sus derechos civiles no les son íntegramente respetados en igualdad que al resto social. O, como les sucede a los que se separan que le aplican bajo “lo que Dios une no lo separe el hombre”, toda serie de penalidades: se les ataca con varias sentencias, con gastos de abogado y procurador exigidos por ley de separación y divorcio que en algunos casos se pasan los dos años para cada sentencia; y se exigen pensiones entre particulares. Todo para humillar y sangrar a los que no siendo felices en su matrimonio deciden divorciarse e intentar rehacer sus vidas en otra parte. Ese es el servicio que las organizaciones políticas del Rey realizan en nombre de la comunidad, la extorsión. Aquí queda claro que el gobernante que debería estar para velar por la igualdad de todos, se limita a velar por los gustos de un sector, imponiendo restricciones al resto.

 

Todos estos abusos y falsedades ni son cristianos ni pueden pretenderse Estado de Derecho  por lo que en nombre de Unión Nacional pide una rigurosa revisión de todas las legislaciones del Estado y la supresión de todas las contradicciones establecidas en ellas, puesto que si el pueblo es el dueño de la cosa común y posee la soberanía del Estado, nadie debe haber por encima de él y si en ella se acuerdan unos valores superiores ¡enhorabuena! deben ser respetados y toda la legislación debe ajustarse a ellos.

 

Significativamente importante es la restauración de la provincia del Sahara, cedida sin el consentimiento del pueblo español, único soberano de este territorio, de sus riquezas pesqueras y mineras, y en esta soberanía incluimos al pueblo saharaui. Ni el Rey ni sus ministros pueden regalar, ceder, transmitir o practicar negocios ocultos con el territorio español ni con sus habitantes. Los saharauis españoles han de venir en pateras, mientras esas ricas tierras engordan las economías privadas de unos pocos. ¡Basta ya de robos al pueblo español, nacionalización de los recursos saharauis!

 

Por todo esto, y creyendo que los españoles no se merecen el pago traicionero de sus gobernantes, es por lo que decidió a colaborar en una organización política que se prestase a ello y no encontrando ninguna entre todo el espectro de izquierdas, centros y derechas, decidió unirse para conformar Unión Nacional, una organización que no discrimina ideologías, que a todos acoge, con el único filtro o exigencia a las ideas de que estas sean respetuosas con los derechos humanos, civiles y políticos.

 

Entre los esfuerzos más significativos de Miguel López Gaspar, se encuentra la impresión y distribución de 9.000.000 de tarjetas postales, lo que le supuso un extraordinario esfuerzo, tanto personal como de su patrimonio, para transmitir con ellas diversos mensajes reformadores jurídicos y sociales con el fin de asegurar la propia identidad del derecho, vaciadas de contenido por las fuerzas verticales gubernamentales.

 

Insiste en la necesidad de que los Medios de Comunicación en los que se derrochan billones de pesetas del dinero público, se abran al pueblo, para establecer, asegurar y desarrollar la democracia, suspendida por las grandes fuerzas políticas establecidas por el monarca, y para ello es importante el cese de las subvenciones, ayudas e inversiones en los medios de comunicaciones privados por ser un atraco al pueblo, por secuestrar su libertad de expresión y por ir contra las leyes del libre mercado y libre competencia. Para su control independiente del órgano político se pide el levantamiento de una agencia apolítica estatal que asegure el acceso de los ciudadanos a los Medios Públicos y proteja las concesiones de licencias del acaparamiento criminal por parte de las grandes fuerzas del Estado.

 

La Democracia no consiste sólo en votar al designado por un señor que no son las bases del supuesto partido cada cuatro años, sino en respetar a los ciudadanos en toda su extensión, favoreciendo su participación pública y ofreciéndoles los medios del Estado, en lugar de reservarlos prevaricatoriamente para las fuerzas gubernamentales, eso es corrupción, perversión del sistema Aparental que no tiene nada que ver con el concepto democrático.

 

Unión Nacional carece de recursos materiales, han sido apartados del acceso a los instrumentos públicos negándoseles la igualdad de participar en la supuesta democracia vendida por el monarca para que el pueblo en libertad pueda valorarlos, pero no llevan las manos vacías, tienen hermosas, dignas y nobles ideas y las defienden con coraje. ¡Viva Unión Nacional! ¡Viva el pueblo libre y soberano sin reyes ni gobiernos tiránicos!

Unión Nacional carece de recursos materiales, han sido apartados del acceso a los instrumentos públicos negándoseles la igualdad de participar en la supuesta democracia vendida por el monarca para que el pueblo en libertad pueda valorarlos, pero no llevan las manos vacías, tienen hermosas, dignas y nobles ideas y las defienden con coraje. ¡Viva Unión Nacional! ¡Viva el pueblo libre y soberano sin reyes ni gobiernos tiránicos!

 

Volver arriba




Manuel Oñate Gómez

Nació en el barrio malagueño de Capuchinos. Pequeño comerciante, hincha del Málaga, casado y con tres hijas. No puede soportar las injusticias. Ha luchado en la vida mucho desde sus inicios.

 

Nunca había participado en un partido político y le atrajo de Unión Nacional su sinceridad y la similitud con sus pensamientos.

 

Lamenta no haber comenzado este proyecto antes. Critica la Democracia Aparental establecida por el régimen monárquico que prometió una verdadera democracia y se ha estancado en la transición, en el momento en que las organizaciones políticas levantadas (oligarquías verticales) se apropian para sí el control de todas las instituciones del Estado, manipulando en sus propios y sectarios intereses los recursos públicos. Secuestrando la soberanía del Pueblo humillado por sus dirigentes y sus propias administraciones públicas que han traicionado los intereses del pueblo hasta el extremo de expoliar las economías de los ciudadanos, estrangulando el desarrollo público del sector inmobiliario y saqueando las inversiones públicas. La construcción de viviendas entregadas en manos privadas con precios ascendentes y disparatados, fuera total de la realidad que dejan a nuestros hijos en el paro y en la miseria. Construcciones de mala calidad y costosísimas como las autovías de la muerte con inclinaciones hacia el lado contrario al de la curva…

 

La gestión pública entregada a las financieras privadas, cuya banca ha ido creciendo entorno al 20% anual a base de extorsionar usureramente al trabajador y a los institutos públicos a los que les han permitido endeudarse muy por encima de su verdadera capacidad de gestión. Todo ello en un entreguismo o saqueo de la cosa pública al sector privado por haber sido designados previamente los dirigentes políticos por otros señores que no son las bases de sus organizaciones políticas.

 

El municipio y las administraciones públicas necesitan centros financieros propios para asegurar el desarrollo de políticas sociales y el sostenimiento del nivel de vida. ¿Cómo pretenden los gobernantes que España se sostenga si la primera función del gobernante que es la de velar por los intereses públicos no la cumplen y dejan los destinos de la nación en manos de la iniciativa privada ávida de poder y riquezas? ¿Es que no se da cuenta el gobernante de que esto no puede ser? Hay que crear tantos centros financieros públicos como hagan falta y entregar el poder de la construcción y del desarrollo al pueblo si no queremos acabar con una mano detrás y otra delante.

 

Pide el voto para Unión Nacional porque defiende los derechos de los humildes, de los pobres, de los necesitados a lo que no se atreven ni las organizaciones políticas verticales de izquierda, mal llamadas partidos de izquierda. Pide el voto para Unión Nacional porque es el único partido que ofrece instrumentos claros para asegurar la defensa de los ciudadanos y su participación en las cosas públicas. Oñate, en una palabra, hace política de corazón abierto al pueblo, sin engaños, sin trucos, sin dobleces, sin maldad. Es un hombre bueno.

 

Su mayor felicidad sería ver al pueblo de Málaga mirando al cielo, símbolo de felicidad y no como está hoy día, mirando al suelo, sin futuro ni alegría. Este es otro de los motivos que le condujeron a dar este paso.

 

Cree que el futuro de nuestros hijos, de nuestra ciudad, sus industrias, carreteras, litoral, parques y jardines, seguridad, empleo, vivienda, medio ambiente y la cultura malagueña pueden honestamente ser aseguradas si las decisiones de las fuerzas políticas son controladas y el pueblo participa en su control. Consiguiendo entre todos establecer una política certera y clara donde los soberanos podamos sentirnos orgullosos de esta tierra y convertirla en un imán para el residente extranjero, el inversor y el visitante, por su calidad de vida, precios razonables, seguridad , zonas verdes, espacios abiertos, calles y avenidas amplias y suficientes aparcamientos.

 

Por ello se compromete a velar por esta ciudad con total honradez y deseos de progreso

 

Volver arriba

Página principal